LA APLICACIÓN DE LA DOCTRINA DEL LEVANTAMIENTO DEL VELO EN LA STS 28 DE FEBRERO DE 2014

La doctrina del levantamiento del velo societario es puesta de manifiesto en esta Sentencia del Tribunal Supremo, y sirve de base para la resolución de los recursos extraordinarios por infracción extraprocesal y casación interpuestos. La novedad de la Sentencia radica en que aplica la mencionada teoría en el seno de un entramado de sociedades que no conforman grupo de sociedades de acuerdo con lo estipulado en el artículo 42 C. Com.

El Juzgado de Instancia previa valoración de las pruebas concluyó que las demandadas por reconvención “son instrumentos de un todo económico que por razones de organización de un negocio adopta la forma societaria”, afirmando además la necesidad de resolver el conflicto de forma global y omitiendo la personalidad jurídica independiente que quieren hacer valer. Por tales motivos, y en especial por aplicación de la doctrina de levantamiento del velo, todas las sociedades deben responder indistintamente de las obligaciones e incumplimiento del resto, condenando así a todas las demandadas previa declaración de que todas ellas constituyen grupo y por tanto están legitimadas pasivamente.

Las sociedades recurrieron alegando que la extensión de la responsabilidad radicaba en la existencia de un grupo de sociedades; la Audiencia, siguiendo la línea de instancia afirmó que en la práctica nos encontramos ante un grupo de empresas, bajo la dirección única de la demandante inicial, por lo que están legitimadas pasivamente a tales efectos. Además de lo anterior, no se puede apreciar infracción alguna de la doctrina del levantamiento del velo de la persona jurídica ya que el fin de la misma es que se evite los perjuicios que se pudieron ocasionar a terceros mediante la instrumentalización de varias sociedades conectadas entre sí, circunstancia que la Sentencia recurrida trata de paliar mediante la aplicación de la doctrina.

La parte demandante y reconvencional, recurre ante el Tribunal Supremo alegando entre otros motivos y argumentaciones la infracción de la doctrina sobre el levantamiento del velo y, en concreto en los artículos 6.4, 7.1, 7.2. y 1257 CC, afirmando que las condenadas son sociedades independientes y que no tienen obligación respecto a la demandante-reconvencional en virtud de los contratos de arrendamientos suscritos entre ésta y el resto de sociedades, por lo que en este supuesto no tendría cabida el levantamiento del velo.

La Sentencia recuerda cómo la norma general ha de ser la de respetar la personalidad de las sociedades de capital y las reglas sobre el alcance de la responsabilidad de las obligaciones asumidas por dichas entidades, que no afecta a sus socios y administradores, ni tampoco a las sociedades que pudieran formar parte del mismo grupo, salvo en los supuestos expresamente previstos en la Ley ( Sentencias 796/2012, de 3 de enero de 2013 , y 326/2012, de 30 de mayo ), si bien lo anterior no impide que «excepcionalmente, cuando concurren determinadas circunstancias -son clásicos los supuestos de infracapitalización, confusión de personalidades, dirección externa y fraude o abuso- sea procedente el “levantamiento del velo” a fin de evitar que el respeto absoluto a la personalidad provoque de forma injustificada el desconocimiento de legítimos derechos e intereses de terceros ( Sentencia 718/2011, de 13 de octubre , con cita de la anterior Sentencia 670/2010, de 4 de noviembre )…..».

Finalmente la Sala por todos los motivos anteriormente expuestos desestima el mencionado motivo entendiendo que la excepcionalidad de la doctrina se justifica suficientemente en el caso de referencia. En definitiva el Alto Tribunal entiende que el concepto de grupo a efectos del levantamiento de velo no debe ser necesariamente el del 42 C.com.

   

0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *